miércoles, 16 de septiembre de 2015

Historia de las Máquinas Arcade (VI)

En nuestra última entrada de la serie dedicada a la Historia de las Máquinas Arcade, nos quedamos a finales de los años 90, con las consolas domésticas y los microordenadores comiéndole terreno a los tradicionales recreativos. Al mismo tiempo, las empresas dedicadas al desarrollo de juegos arcade trabajar en nuevas plataformas que mantengan la experiencia de jugar en unos recreativos lejos de lo que los usuarios tienen en casa.

Veremos en esta entrada como se desarrolla esta batalla...


El mundo de los juegos recreativos había evolucionado en general hacia juegos individuales o como máximo colaborativos. Es en 1991, de la mano de Capcom que aparece Street Fighter II, iniciando una nueva era en los videojuegos arcade centrada ahora en los juegos de lucha.  La llegada de este juego proporciona un revulsivo en el mundo de los arcade y les da una segunda juventud.

Las batallas uno contra uno se convierten en el principal motor de este periodo, no ya intentando demostrar la pericia contra la máquina, sino contra un contrincante humano. Los piques de la época son míticos!!



Street Fighter II es un juego pionero en su momento, por una serie de características, como que el juego permite elegir entre todos los posibles personajes, cada uno de ellos con características y técnicas diferentes, de contar con unos gráficos muy avanzados por detalle y velocidad para lo que existía en la época y por el control preciso que el juego proporcionaba para ejecutar toda una suerte de golpes especiales y técnicas que hacían del juego la leyenda que sigue siendo hoy día.


Fue tal el éxito que las compañías del mundo de los videojuegos se vieron forzadas a licenciar versiones del juego para la mayoría de plataformas o a generar su propia franquicia de juego de lucha.

Esto dio lugar a las series de Mortal Kombat de Midway, también en 1991, con sus famosos 'fatalities' que llevaron el gore a un nuevo nivel en el mundo del videojuego, la serie Virtua Fighter de Sega, en 1993, que introduce por primera vez las 3D en los juegos de lucha, las series Tekken y Soul Edge, de Namco, en 1994, entre las más famosas.

Virtua Figher

Tekken

Soul Edge

Cada una de estas series sacó versión tras versión durante la mayor parte de los años 90, con mejoras en las capacidades técnicas como los gráficos prerenderizados y sonido comprimido (precursor del MP3) de Mortal Kombat II.

Fatality de Mortal Kombat II

Los juegos de lucha tuvieron un efecto secundario en los arcades y fue que separó a los jugadores en dos grupos muy diferenciados: los jugadores habituales y los jugadores esporádicos. La dificultad técnica de los juegos de lucha provocaron que los jugadores esporádicos no tuvieran oportunidad alguna frente a los jugadores que finalmente dominaban las complejas técnicas de los juegos. Esto a la larga ayudó a que los arcades fueran cada vez menos frecuentados por esos jugadores esporádicos.



La carrera continúa... En 1991, Nintendo había lanzado la consola de 16 bits Super Nintendo. En 1993, Sega lanza la plataforma Model 2, considerada una de las más prolíficas de la historia, sobre la que se desarrollaron juegos como Daytona  USA, Dead or Alive, Sega Rally, Virtua Cop, Virtua Fighter II entre otros...

Daytona USA

Dead or Alive
Un género que también evoluciona es el tradicional de los shooters, que da lugar a los conocidos como Bullet Hell, Manic Shooters o Danmaku, en los que la cantidad de proyectiles en pantalla es tal que literalmente conforman una cortina que lo cubre todo. El jugador se ve forzado a buscar patrones para navegar en el infierno mortal y esquivar se convierte en tanto o más importante como el ataque a los enemigos.

El primer juego bullet hell propiamente dicho fue Batsugun, de la empresa Toaplan, lanzado en 1993.



 La empresa evolucionó a lo que luego fue Cave, creadora de algunos de los mejores juegos del género, como DonPachi (1995), DoDonPachi (1997),


En 1994 Atari da unos de sus últimos coletazos con la consola Jaguar, que usaba una arquitectura de 64 bits cuando la competencia aún utilizaba 16 bits. Su potencia era impresionante, pero no logró hacerse con una masa crítica de juegos que corrieran en ese hardware y fue un fracaso.



En 1995 Sega presenta la consola Saturn de 32 bits, que tampoco disfrutó de mucha aceptación.
Finalmente la compañia Sony presenta por primera vez una consola propia, fruto de una ruptura de relaciones con Nintendo, la cual estaba preparando su siguiente consola y había subcontratado a Sony el desarrollo de una unidad de CD. Sony quiso imponer un royaltie sobre cada juego en CD que se publicara para la futura consola de Nintendo, condición que no fue aceptada.



Sony decidió abordar el desarrollo de una nueva consola por su parte y así llegó la primera generación de las consolas PlayStation, basada en una arquitectura de 32 bits que llevaba a los hogares una experiencia de sonido y gráficos que fue la puntilla a los recreativos. Realmente este fue el principio del fin de los arcades.

Nintendo lanza en 1996 la consola Nintendo 64, que vuelve a suponer un golpe a los arcades.


A pesar de todo esto, nuevos e interesantes títulos siguen apareciendo en los arcades, basados en plataformas como NEO-GEO, como es el caso de los divertidos Metal Slug...


o la nueva plataforma de Sega, Model 3, con evoluciones de juegos anteriores como Virtua Fighter 3, Sega Rally 2 o Daytona USA 2.

Sega Rally 2
Daytona USA 2
Otras nuevas plataformas que surgen hacia finales de los 90 fueron la Open Arcade Architecture de Intel, basada en procesadores Pentium II y aceleradores gráficos de gama alta y la Hyper Neo-Geo 64 como evolución de las plataformas Neo-Geo existentes. y fue la única plataforma de SNK capaz de renderizar gráficos en 3D.

Pero para entonces los arcades ya habían entrado en decadencia y habían dejado de ser los lugares de ocio por antonomasia para niños y adolescentes que habían sido anteriormente.

En 1997 se publica la primera versión del emulador arcade por excelencia: MAME. Desde entonces, ha seguido evolucionando, añadiendo soporte para más y más plataformas, corriguendo bugs, con más y más ROMs funcionando. MAME ha sido para muchos sencillamente la manera de recuperar la posibilidad de jugar a nuestros juegos favoritos, o de conocer algunos que en su momento no tuvimos ocasión.

Pero MAME es mucho más que eso. MAME es un ejercicio comunitario impresionante de coordinación que estableció la manera de organizar una gigantesca cantidad de información sobre las plataformas usadas en las arcade, las ROMs y sus diferentes versiones.

MAME se nutre de la información recopilada del mundo arcade, pero hoy día MAME es también una herramienta muy útil para solucionar problemas en placas que no funcionan, recuperando secciones de ROMs dañadas, identificando placas...

Y no solo eso, sino que a su alrededor se ha organizado un ecosistema de entusiastas que recopilan todo tipo de información relacionada con los juegos, como flyers, CPOs, marquesinas, bezels...


        Resultado de imagen de mame flyers    Resultado de imagen de mame flyers


Con el tiempo, MAME ha permitido a muchos de nosotros despertar el recuerdo y la nostalgia que más adelante se ha convertido en el motor que está ayudando a revivir y recuperar todos aquellos juegos, para que el paso del tiempo no se los lleve, de manos de asociaciones de entusiastas de este mundo, como Arcade Vintage.

Revisaremos en nuestra próxima entrada de la serie de Historia Arcade el estado de los arcades desde principios del siglo XXI, así como el resurgimiento de lo retro.

No hay comentarios:

Publicar un comentario